República de México y el reino de Marruecos: Una relación sólida y secular

Internacional

Ilustres miembros del Gobierno de México,
Muy Honorables Diputados y Senadores,
Autoridades,
Embajadores y miembros del Cuerpo Diplomático
Amigas y amigos.

Quisiera, ante todo, agradecer, a todos Ustedes, por haber gratamente respondido a esta invitación virtual, y darles la más cordial bienvenida en este día tan especial en la efeméride nacional e institucional del Reino de Marruecos: la celebración, este 30 de julio, del Vigésimo primer Aniversario de la Entronización de Su Majestad El Rey Mohammed VI.

Lo celebramos, por supuesto, a la vez con alegría, pero también con los corazones espinados – para retomar un término de Maná – dado el contexto internacional muy particular generado, este año, por la pandemia mundial del coronavirus y las difíciles consecuencias socio-económicas que habrá significado para las poblaciones y familias en las diversas regiones del planeta.

Quisiera, reiterar nuestras más sinceras condolencias a todas las familias, tanto mexicanas como en el mundo, que han perdido seres queridos en estas dramáticas circunstancias, deseando, al mismo tiempo, la pronta recuperación de las personas que se encuentran contagiadas, particularmente las hospitalizadas actualmente.

Muchísimos países viven lo mismo y Marruecos se sitúa en un enfoque similar después de haber puesto en marcha numerosas medidas de lucha contra la pandemia tanto a nivel nacional, que han permitido controlar la propagación del virus, sino también a nivel regional y continental, inscribiendo su acción dentro de este mismo espíritu de solidaridad conforme a la Visión de Su Majestad el Rey Mohammed VI. Su compromiso con África y distintos países del continente que sufren las difíciles consecuencias de la pandemia se ha expresado a través del envió, entre otras iniciativas, de ayudas medicales y materiales para acompañar a países hermanos a enfrentar la propagación del virus. Hoy en día, Marruecos ha podido desarrollar una importante industria nacional para la fabricación de mascarillas, ventiladores mecánicos y otras máquinas esenciales para las necesidades de las infraestructuras hospitalarias, lo que ha permitido, al lado de las medidas sanitarias y administrativas implementadas, luchar eficazmente contra la propagación del virus y entrar en las distintas fases de desconfinamiento avanzado.

Así que, expresamos nuestro deseo para que pronto, podamos, todos, sobrepasar estos difíciles momentos, quisiera aprovechar la celebración de la Fiesta de Trono para resaltar la importante significación de palabras tan simbólicas como las de solidaridad, cohesión, unidad, entendimiento, colaboración, apoyo, cooperación y amistad.

En efecto, tal aniversario interviene no solamente para celebrar la unidad y la natural fusión entre un pueblo y su Rey, por más de 12 siglos de historia de un Estado Nación profundamente decidido en seguir progresando entre tradiciones y modernidad, con incansables reformas y profundas realizaciones, en todos los campos, sino que constituye, también, otra ocasión para celebrar la conexión de Marruecos con su entorno regional e internacional, y desde esta linda tierra, para consagrar los profundos lazos de amistad y cooperación que felizmente lo unen a México.

Nos congratulamos, así, desde los espacios mexicanos, celebrar los fuertes vínculos que unen a Marruecos con un gran país amigo, y socio privilegiado, con quien comparte un dilatado legado civilizaciones, con relevantes afinidades lingüísticas, culturales e históricas, además de mantener estratégicas relaciones que corresponden a las expectativas de nuestros respectivos Gobiernos y pueblos.

Me sobran razones para felicitarnos y congratularnos del camino logrado, que podemos mejorar cada dia, en las relaciones bilaterales, a la luz de un balance ampliamente positivo en los ámbitos político, económico, comercial, cultural y social, entre otros, a lo cual se añade la concertación permanente y la coordinación en torno a cuestiones internacionales a nivel de los organismos multilaterales.

Marruecos Y México están comprometidos a lograr los 17 objetivos del Desarrollo Durable estipulados por la agenda 2030 de la ONU y comparten una fuerte voluntad para lograr la lucha contra la pobreza que afecta a sus sociedades respectivas.

A este propósito, quisiera felicitar al Ilustre Gobierno de México por su elección como miembro no permanente del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, a partir de enero del 2021, para un mandato de dos años, Marruecos siendo convencido que, mediante su aparato diplomático asentado, profesional y visionario, México no escatimará ningún esfuerzo para aportar una inestimable contribución a las principales cuestiones internacionales, particularmente en lo que se refiere a las temáticas transcendentales, como lo son el mantenimiento de la paz y la seguridad regional e internacional y la solución pacífica de los diferendos, sobre la base del realismo, del pragmatismo, del compromiso y de la buena fe.

Sabido es que la mayoría de los temas tratados en el seno del Consejo de Seguridad, se ubican en África y la región Arabe, Marruecos por su implicación histórica y su ubicación geográfica posee un conocimiento y una experiencia que siempre estuvo basada en posiciones que se alejan de aproximaciones extremas que dificultan las soluciones en vez favorecerlas, está dispuesto a intercambiar estas experiencia con Mexico que como quedó dicho jugará un papel importante en búsqueda de soluciones a situaciones complejas que azotan nuestro mundo hoy.

Marruecos Y México están comprometidos a lograr los 17 objetivos del Desarrollo Durable estipulados por la agenda 2030 de la ONU y comparten una fuerte voluntad para lograr la lucha contra la pobreza que afecta a sus sociedades respectivas.

Con esta merecida elección, Marruecos queda persuadido que México traerá un valor añadido y un aporte altamente positivo a los debates y las resoluciones referentes a dichas temáticas, entre tantas otras cuestiones de interés común, particularmente las que se inscriben en la agenda bilateral y multilateral de nuestros dos países amigos, tal como lo es el diferendo artificial en torno a la cuestión del Sahara marroquí, para lograr una solución realista, justa, definitiva y consensual basada sobre el espíritu de compromiso de las partes.

Al lado de la dimensión multilateral y a nivel bilateral, no cabe duda de que Marruecos está plenamente animado con el firme compromiso y la voluntad de seguir consolidando sus relaciones multidimensionales con México, como prioridad de la acción exterior desplegada en latino-américa y el Caribe, para reforzar, aún más una asociación considerada como estratégica. Hoy en día, la cooperación económica constituye una locomotora importante que abre varias oportunidades para el fortalecimiento de las relaciones comerciales entre nuestros dos países, conforme al carácter estratégico de las mismas, en el respeto mutuo y sobre bases constructivas. En este ámbito, he podido sostener encuentros con operadores económicos y visitar diversos Estados de la Republica, con el objetivo de identificar las potencialidades de inversión y de intercambio de experiencias. Estoy muy convencido que la próxima apertura, en México, de una representación de la Oficina marroquí de fosfatos y fertilizantes OCP, creará fuertes vínculos entre los sectores económicos y agrícolas de nuestros dos países.

Afirmar que las relaciones entre Marruecos y Mexico tiene un gran potencial es reiterar una evidencia. Marruecos y Mexico comparten además de valores, desafíos similares dictados por su situación geográfica privilegiada, disponen también de potencial humano que constituye la base de todo despegue económico y comprenden que la clave de la estabilidad es el desarrollo humano y la lucha contra la pobreza. Para lograr aprovechar este potencial y construir una relación mutuamente benéfica, en mi entender, se debe intensificar los encuentros a todos niveles, empresarial, legislativo y académico y dejar a los gobiernos la tarea de preparar el clima político y jurídico adecuado para liberar las energías de una relación que esperamos se presentará como modelo de concertación, intercambio , solidaridad y cooperación.

No hay que perder de vista que las posiciones geoestratégicas tanto de Marruecos como puente entre Europa, África y el mundo árabe y puerta de entrada hacia estos espacios regionales, como de México, con sus fachadas marítimas sobre el Caribe, el Atlántico y el Pacifico, plataforma y hub regional entre norte y sur, este y oeste, ofrecen inmensas oportunidades de cooperación y de implementación de proyectos, sean bilaterales o triangulares, en diversos campos portadores, como lo son las energías renovables, la industria agro-alimentaria, las conexiones portuarias y marítimas, la pesca marítima o las industrias de automoción y aeronáutica, entre otros.

En el marco de su diplomacia proactiva y abierta sobre tradicionales o nuevos socios y espacios geográficos, y conforme a las Orientaciones de Su Majestad el Rey Mohammed VI, Marruecos seguirá así priorizando todas las vías para consolidar aún más sus asociaciones con este gran país amigo, al mismo tiempo de reforzar su presencia y sus los lazos de amistad y de cooperación con la región latinoamericana y el Caribe.

En este espíritu, quisiera expresar mis sinceros agradecimientos a todas las autoridades mexicanas, en quien encontramos siempre la mejor disponibilidad y el entendimiento necesario para obrar conjuntamente, así como para las inestimables atenciones que recibimos de todas las instituciones de México, su acompañamiento, cercanía y valiosa colaboración, desde nuestra llegada hace un año a esta tierra generosa y acogida.

Quisiera terminar estas palabras sobre una reflexión del gran escritor y poeta Octavio Paz, que, a mi parecer, pueden resumir en el contexto actual todos nuestros anhelos: “Tenemos que aprender a mirar cara a cara la realidad. Inventar, si es preciso, palabras nuevas e ideas nuevas para estas nuevas y extrañas realidades que nos han salido al paso. Pensar es el primer deber de la ‘inteligencia’. Y en ciertos casos, el único.”

Viva la amistad entre Marruecos y México.

¡Muchas gracias por su atención!