Oyarzabal: “El PNV perjudica a las clases medias y a las empresas”

Euskadi

PROPUESTA REFORMA FISCAL

 Iñaki Oyarzabal, Presidente del PP de Álava: “El PNV se niega a bajar impuestos por sus acuerdos con Podemos”. 

• El PP cree urgente una rebaja fiscal que beneficie a las familias. 

• “Bajar impuestos dinamiza el consumo y la actividad económica”. 

• “El PNV está retrasando 2 años las decisiones que saben son necesarias tomar hoy, simplemente por su interés partidista y de cara a las próximas elecciones autonómicas”. 

27 noviembre 2019.- Iñaki Oyarzabal, Presidente del PP de Álava, ha manifestado esta mañana durante el Pleno de Juntas Generales de Álava que “el PNV perjudica a las clases medias y a las empresas, se pliega a las políticas fiscales de Podemos, ahuyenta a las medias altas y a las inversiones y esquilma a las clases medias y finalmente provoca paro y crisis” durante su intervención sobre la propuesta de reforma fiscal presentada por el PP. 

Declaraciones de Iñaki Oyarzabal

Para Oyarzabal, “el discurso del PNV es un ataque frontal a las clases medias en Álava y contradice todo su argumentario fiscal de los últimos años”. “El PNV está retrasando 2 años las decisiones que saben son necesarias tomar hoy, simplemente por su interés partidista y de cara a las próximas elecciones autonómicas”, ha apuntado. 

El Presidente de los populares ha indicado que “el PNV se niega a bajar los impuestos por sus acuerdos con Podemos” y ha considerado “urgente” que se produzca una rebaja fiscal que beneficie a las familias como ha presentado en su propuesta de reforma fiscal en Álava. 

Para Oyarzabal, el actual modelo fiscal, “que responde a otra realidad socioeconómica distinta, penaliza las rentas medias y bajas. No presta suficiente 

apoyo a las familias ni a las personas mayores, ni incentiva el ahorro”. Y por ello ha insistido en que “se hace necesaria una reforma que rebaje el IRPF a todas las familias, especialmente a las familias trabajadoras”. 

Con la reforma fiscal que propone el PP, el impacto real en las cuentas de la Diputación Foral de Álava sería de 21,5 millones de euros para 2021 y 10 millones de euros para 2022. Pero, como ha explicado el presidente popular de los alaveses, “ese impacto se vería compensado por el efecto en la recaudación del incremento de la actividad económica, al aumentarse el consumo (1.200 euros más por contribuyente de media), implicará una mayor recaudación por IVA y mayor reactivación económica”. 

Asimismo, Oyarzabal ha señalado que “en todo caso, con la situación fiscal actual se está recaudando más de lo previsto en la anterior reforma y es ese exceso el que pretendemos compensar” y ha recordado que “el Gobierno Vasco dejó sin ejecutar mil millones de euros en los dos últimos años”. 

El Presidente del PP de Álava ha desgranado los puntos clave de la propuesta de reforma fiscal que se basan en disminuir la presión fiscal, favorecer los planes de pensiones, apoyar a las familias con un planteamiento de beneficio fiscal a las rentas medias y bajas, incluir mayores deducciones por hijos, deducciones a la conciliación, deducciones por dependencia y discapacidad, apoyar a las personas mayores con un aumento en las deducciones, aumentar las reducciones a las familias con mayores a su cargo, apoyar a los trabajadores autónomos y favorecer los planes de ahorro y de pensiones para incentivar el ahorro. “Los más beneficiados de la propuesta fiscal del PP son los que ganan hasta 35.000 euros”, ha indicado. 

Además, ha insistido en la importancia de eliminar el Impuesto de Patrimonio “porque se está ahuyentado a los grandes contribuyentes y es un impuesto que ya no existe en ningún país de nuestro entorno europeo y ni en las comunidades autónomas vecinas, ni en Madrid”. También en suprimir el Impuesto de Donaciones y Sucesiones porque, según Oyarzabal, “su eliminación favorece a las rentas medias para que no paguen dos veces de padres a hijos y entre cónyuges”. Por último, se ha referido a la supresión del Impuesto de Transmisiones que “favorece a las familias que transmiten de padres a hijos viviendas de uso habitual, ya que no se trata de operaciones especulativas, sino de apoyar el ahorro familiar para un destino concreto”.