Oscar Fernández afea al Gobierno que permita que los pisos turísticos alegales sigan ejerciendo su actividad al margen de la normativa

Vitoria-Gasteiz
  • Elkarrekin denuncia que el proyecto municipal de regulación de los pisos turísticos deja fuera a los que ya funcionaban como tal antes de 2018 permitiéndoles continuar su actividad sin cumplir la normativa
  • Esto significa que continuará habiendo pisos en cualquier planta de una comunidad sin acceso independiente y con las mismas llaves del portal, algo  que puede generar inseguridad y molestias en el resto de vecinos. 

El portavoz de Elkarrekin, Oscar Fernández, ha afeado al Gobierno municipal, hoy en comisión de Territorio, que permita que los pisos turísticos anteriores a 2018 sigan ejerciendo su actividad al margen de la normativa. Fernández ha indicado que “el proyecto de ordenanza municipal que pretende regular la actividad de los pisos turísticos en Vitoria-Gasteiz, no soluciona un problema que viene de lejos, la utilización de pisos en diferentes comunidades de vecinos de la capital de un modo totalmente alegal”.

La propuesta de PNV-PSE para regular esta actividad establece la obligación, a partir de ahora, de ubicar estos pisos en la primera planta habitable del edificio en cuestión y contar con acceso independiente, salvo para aquellos que ya funcionan como tal desde 2018 en comunidades en las que por  razones de protección del propio edificio (especial o media) o por imposibilidad técnica, no puedan cumplir con estos dos requisitos. A éstos últimos, estén ubicados en la planta que sea y no cuenten con acceso independiente, se les seguirá permitiendo, según este borrador, seguir adelante con su actividad.

Inseguridad en las comunidades de vecinos

“Esta nueva regulación va a permitir que se sigan dando situaciones ya denunciadas en algunas comunidades de vecinos como la inseguridad que genera el hecho de que cualquiera que alquile ese piso cuente con llaves del portal, como el resto de vecinos. A esto hay que añadir las molestias y el ruido que generan algunos inquilinos y más cuando el piso no es un primero y no tiene acceso diferenciado”, ha resaltado el portavoz.

Elkarrekin considera que la regulación de los pisos turísticos ha de ser igual para todos y, sobre todo, tiene que garantizar a quienes viven en esas comunidades que la práctica de esa actividad económica no les va a acarrear ningún problema de inseguridad, molestias o ruido. Además, Fernández se ha interesado por la respuesta del Gobierno municipal a las alegaciones realizadas por las asociaciones vecinales del Casco Medieval para que no se permitan apartamentos turísticos en edificios completos de la Almendra Medieval.