Fanjul solicita al Gobierno que aclare si habitantes de municipios sin establecimientos pueden desplazarse a otras provincias para adquirir determinados bienes esenciales

Euskadi

Ciudadanos de Labastida (Álava) que acuden a Haro (La Rioja), por ser la localidad más cercana, son multados por algunos cuerpos policiales por cambiar de provincia, pero si van a Vitoria, son igualmente multados por no acudir a la localidad más cercana 

• El PP pregunta qué ha fallado para que, bajo un mando único, las distintas Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado no tengan un criterio unitario ante este escenario 

La diputada vasca, Beatriz Álvarez Fanjul, pide al Gobierno de España que aclare si permite a los habitantes de pequeños municipios, en los que no existan establecimientos para adquirir determinados bienes esenciales, desplazarse a otras provincias para hacer dichas compras. 

Según ha recordado la diputada, dentro de las fases de la llamada desescalada se encuadra una medida consistente en restringir los movimientos de los ciudadanos españoles entre provincias. De este modo, ciudadanos que viven en Álava, no pueden acudir a hacer la compra de alimentos esenciales a ninguna comunidad limítrofe, con independencia de tratarse de la superficie comercial más cercana. 

“Esta improvisación olvida y castiga, especialmente, al medio rural, porque en ninguna ciudad se da el caso de tener que trasladarse a otra urbe para hacer la compra en un supermercado. Sin embargo, ésta es la situación en la que se encuentran los ciudadanos de la Rioja Alavesa (Álava). Vecinos de Labastida (Álava) que habitualmente acuden a los supermercados de Haro (La Rioja), a 5 minutos en coche, parece que se ven obligados a desplazarse hasta Vitoria, a 35 minutos en coche, para no salir del territorio de su provincia” ha criticado Fanjul. 

Esta misma situación se repite en otros municipios como Elciego u Oyón, que no pueden desplazarse hasta Logroño, a 20 y 5 km respectivamente, y deben hacerlo también a Vitoria, situada a 47 y 60 km respectivamente. 

Según tiene conocimiento el Partido Popular, tanto la Policía Nacional y como la Guardia Civil de la comarca consideran que nada impide acercarse al establecimiento comercial más cercanos para adquirir productos que no se hallen en su propio municipio, con 

independencia de la provincia, mientras que desde la Ertzaina se defiende lo contrario y consideran que desplazarse a otra provincia es objeto de sanción. 

“De este modo, si estos ciudadanos acuden a hacer la compra a la Comunidad Autónoma de La Rioja, habrá cuerpos policiales que les multan, pero si acuden a Vitoria, serán igualmente sancionados al no tratarse de la localidad más cercana a su municipio” ha explicado Fanjul. 

Dada la confusión, representantes públicos de estas localidades se han puesto en contacto con la Subdelegación del Gobierno en la Provincia de Álava, en donde han eludido asumir responsabilidades sobre la confusión. 

“Queremos saber cuál es la interpretación que estos vecinos deben hacer de la norma según el criterio del Gobierno de España y qué ha fallado del mando único para que las distintas Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado no tengan un criterio unitario ante el escenario planteado”, ha informado Fanjul. 

Los Populares preguntan además sobre si el Gobierno de España cuenta con informes científicos que acrediten que sea más ventajoso para la salud y seguridad de los ciudadanos españoles desplazarse 40 o 50 km del domicilio habitual manteniéndose en una misma provincia, que un desplazamiento de pequeña distancia hasta el establecimiento más cercano. 

Finalmente, si la interpretación correcta del Gobierno de España consiste en que los ciudadanos, ni siquiera en las circunstancias que se han presentado, se desplacen entre provincias, los populares quieren saber si se valorará cambiar de criterio para defender los intereses de las zonas rurales y de los pequeños municipios