Elkarrekin rechaza una subida indiscriminada y tiende la mano para aplicar una fiscalidad verde y feminista

Vitoria-Gasteiz
  • La coalición tacha de injusta la subida general del 4% para las tasas municipales porque perjudica gravemente a las familias.
  • Oscar Fernández declara que a Urtaran no le preocupa cubrir los servicios públicos sino tener dinero para pagar sus macroproyectos electorales.

El grupo municipal Elkarrekin Vitoria-Gasteiz (Podemos, Ezker Anitza IU, Equo Berdeak) ha mostrado su rechazo a la subida indiscriminada de las tasas propuesta por el Gobierno Urtaran para las Ordenanzas Fiscales 2020. Para la coalición, esta propuesta es injusta ya que establece una subida lineal a todas las familias de Vitoria-Gasteiz, sin ninguna base de fiscalidad progresiva. “Urtaran pretende que todas las gasteiztarras paguen por igual, sin tener en cuenta ni su situación económica ni sus buenos hábitos. Nos parece una propuesta muy injusta”, indica el portavoz Oscar Fernández.

Además, desde la coalición integrada por Podemos, Ezker Anitza IU y Equo Berdeak se ve con preocupación que al Partido Nacionalista Vasco solo le importe subir la recaudación a costa del bolsillo de las familias vitorianas y no de las grandes empresas, para quienes propone una congelación de impuestos. El mayor ejemplo se encuentra en la propuesta para el Impuesto de Actividades Económicas (IAE) que no sufre ninguna subida.

Oscar Fernández añade, “Urtaran vuelve a perder una gran oportunidad para avanzar en una fiscalidad verde y una fiscalidad feminista. Por ejemplo, en lo que respecta a la tasa de recogida de residuos, no existe ninguna propuesta novedosa por parte del Gobierno a pesar del momento en el que nos encontramos. Estamos en plena revisión del sistema de recogida en la ciudad para conseguir alcanzar el objetivo europeo de llegar al 50% de reciclaje en 2020 (actualmente nos encontramos en el 30%). Sin embargo, Urtaran ha preferido subir un 4% general en esta tasa en vez de establecer mecanismos para que se pague en función de los residuos generados”.

“A Urtaran no le preocupa cubrir los servicios públicos, sólo le interesa subir las tasas municipales para que la ciudadanía pague sus macroproyectos porque no le salen las cuentas. Debemos hacer un ejercicio de responsabilidad política y no sólo analizar el coste de los servicios, también las verdades prioridades de la ciudad. En este proyecto no hay avances en fiscalidad progresiva, ni en fiscalidad verde ni feminista”, ha apuntado el portavoz Oscar Fernández