El PP denuncia que la Diputación no cubre las situaciones de emergencia de las familias durante la valoración de la dependencia

Euskadi

BIENESTAR SOCIAL

Ana Morales, portavoz suplente del Grupo Juntero Populares Alaveses, ha declarado que “se comprometieron a atender 20 casos al mes y sólo han atendido entre 2 y 5 casos al año en los tres últimos años”. 

• El PP plantea una enmienda de 95.000 euros para hacer un convenio con las familias cuidadoras, dar a conocer este programa, que se tengan en cuenta situaciones de urgencia de las personas cuidadoras, acortar los plazos y que se pueda solicitar este servicio urgente desde el hospital antes de las altas hospitalarias. 

Declaraciones de Ana Morales

Ana Morales, portavoz suplente del Grupo Juntero Populares Alaveses, ha denunciado esta mañana que la Diputación Foral de Álava no está atendiendo las situaciones de emergencia que pasan muchas familias durante el proceso de valoración de la dependencia de sus familiares que han tenido una dependencia repentina. “Se comprometieron a atender 20 casos al mes y sólo han atendido entre 2 y 5 casos al año en los tres últimos años, según los propios datos ofrecidos por la institución foral a petición del Partido Popular”, ha declarado. 

Según ha explicado Morales, el proceso dura máximo 6 meses, pero después hay que esperar 2 o 3 meses más para que la Diputación adjudique los servicios y prestaciones y, en consecuencia, podemos encontrarnos con un proceso largo de 6 y 9 meses. “Son situaciones de emergencia muy complejas para las familias. En caso de emergencia repentina, tienen un familiar que de la noche a la mañana no se vale por si mismo, un ictus, una rotura de cadera, un accidente cardiovascular… hay un programa de atención urgente que no funciona”, ha apuntado la portavoz suplente del grupo juntero popular

La Diputación registra una media de 2.100 solicitudes de valoración de la dependencia al año. Los casos urgentes que se están atendiendo no llegan al 0, 009% de media. A juicio de Morales, “además de que se atienden pocos, se tarda mucho en dar respuesta, un mes, según datos también de la propia Diputación”. 

Para Morales, “se producen en Álava una media de entre 100 y 150 casos urgentes al mes, que la Diputación atienda 2 casos al año nos parece un rotundo fracaso del programa. Muchas familias se quedan en la cuneta sin atender en unos momentos muy complejos de reorganización familiar de asumir una dependencia de urgencia sobrevenida de manera repentina y que la Diputación tiene medios y posibilidades para atenderles”. 

Por este motivo, el PP cree que se les puede atender mejor y ha incluido una propuesta de mejora a través de enmienda al presupuesto foral, donde se ha constatado que esta cuestión está sin recoger. En este sentido, la portavoz suplente popular ha indicado que “planteamos una enmienda de 95.000 euros para hacer un convenio con las familias cuidadoras, en el que se incluyen varias acciones: dar a conocer este programa porque no se oferta, que se puedan tener en cuenta situaciones de urgencia de las personas cuidadoras, que se puedan acortar los plazos porque se tarda mucho en atenderles y que se pueda solicitar este servicio urgente desde el hospital antes de las altas hospitalarias y puedan tener más margen para reorganizarse y no cuando la persona está en casa”. “El marasmo de burocracia que tiene la Diputación impide una respuesta urgente”, ha sentenciado. 

Más enmiendas al presupuesto 

Junto a esta enmienda, el PP va a presentar enmiendas al presupuesto foral que incluyen mejoras en las prestaciones de la Ley de Dependencia subir la cuantía que recibe cada familia en la misma proporción que la Diputación va a subir los precios públicos de residencias, centros de día y el servicio de ayuda a domicilio. También se van a solicitar más plazas concertadas en residencias de mayores, un plan estratégico de discapacidad, más profesionales de psicología en el servicio Hegoak de atención a violencia de género, un programa de respaldo a mujeres víctimas de violencia de género en la zona rural que es la gran asignatura pendiente. Asimismo, se solicitará la creación de un observatorio de la familia, subir las ayudas al programa de bonotaxi, un convenio con Bultzain para atender a personas sin hogar y fomentar el programa Etxean Ondo para que las personas mayores y con dependencia puedan permanecer en su domicilio con una atención integral reforzada.