EH Bildu reclama un plan para desarrollar comunidades energéticas

Euskadi

Amancay Villalba: “Las comunidades energéticas promueven nuevos modelos cooperativos en torno a la producción, gestión, control y consumo comunitarios de energías renovables”. 

EH Bildu ha reclamado que el ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz ponga en marcha un plan para el desarrollo de comunidades energéticas en el municipio. “Las comunidades energéticas son un instrumento en el que, actuando desde lo local, se pueden promover nuevos modelos cooperativos en torno a la producción, gestión, control y consumo comunitarios de energías renovables”, ha señalado la concejala de EH Bildu Amancay Villalba. 

EH Bildu en el próximo pleno municipal, solicitará, mediante moción, que este Ayuntamiento se comprometa a impulsar una transición energética que lleve al horizonte de descarbonización del municipio para el año 2040. Y es que es esencial que el consistorio reconozca el potencial que tienen las comunidades energéticas para avanzar en dicha transición energética. 

Así, EH Bildu instará también al pleno municipal a que desarrolle el potencial solar fotovoltaico de los edificios e instalaciones municipales y que realice un plan para desarrollar comunidades energéticas. Este plan debe constar de un un mapa para identificar los espacios susceptibles de desarrollar una comunidad energética con participación municipal, así como la puesta en marcha de al menos una experiencia piloto liderada por la institución. A ello deberá acompañarle una campaña informativa para que la ciudadanía conozca la figura de las comunidades energéticas y se tendrá que habilitar un servicio de asesoría para atender a la ciudadanía que esté interesada en las comunidades energéticas. 

La necesidad de transitar hacia un nuevo modelo energético, dentro de los parámetros de la sostenibilidad y basado en el ahorro, la eficiencia, la participación ciudadana y el desarrollo de las energías renovables, ha quedado manifiesta en multitud de los planes y acuerdos a los que se ha suscrito el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz. Por poner como ejemplo alguno de ellos, podemos hablar de la declaración de emergencia climática que se aprobó por el pleno municipal en septiembre de 2019 o la adhesión a la Agenda 2030, cuyo objetivo número 6 precisamente habla de garantizar el acceso a una energía asequible, segura, sostenible y moderna. 

Las comunidades energéticas se presentan así como una iniciativa que incluye los ingredientes necesarios para la transición energética, cuyo valor ha sido reconocido tanto por el IDAE como por la propia Unión Europea. De hecho, es la propia Unión Europea la que actualmente está invitando a sus Estados Miembro a que desarrollen estas figuras. 

“El interés de apostar por un nuevo modelo energético es un interés compartido por multitud de agentes, que están explorando y poniendo en marcha iniciativas que, basadas en las energías renovables, apuesten a su vez por la soberanía energética y la democratización de la energía”, ha remarcado Villalba. Ejemplo de ello son las comunidades energéticas, que ya son una realidad en nuestro propio territorio, con ejemplos como el de la comunidad energética de Lasierra.