Colombia: ¿Por qué los reinados siguen existiendo?

Internacional

Antiguamente, durante la primavera se realizaban rituales de fertilidad para tener buenas cosechas y normalmente era la joven más bella del lugar la que se entregaba en “sacrificio”. Este ha sido considerado uno de los primeros antecedentes de los “reinados”
Durante el siglo XVIII también se ha conocido de la realización de este tipo de concursos. En 1854 en Estados Unidos se realizó un concurso de belleza que terminó siendo clausurado por las quejas de múltiples ciudadanos. En 1888 en Bélgica se eligió a las “joven más bella del planeta” y fueron 350 las mujeres que aplicaron.


Aunque estos certámenes han sido objeto de múltiples críticas, especialmente por la cosificación de la mujer, no parecen perder vigencia. En nuestro país se realizan más de 30 por año y para la edición 2019 de Miss Mundo a realizarse en Inglaterra hay 120 candidatas inscritas.
Aunque inicialmente el propósito de los reinados era realzar y hasta cierto punto explotar la belleza física de las participantes, con el paso del tiempo se han venido sumando diferentes propósitos. Quienes eligen estar allí van detrás de exposición mediática que les abra oportunidades laborales, otras buscan los premios que se traducen en efectivo o en posibilidades de estudiar.


En el proceso de reinvención que han tenido que afrontar estos concursos, encontramos la preponderancia que viene ganando la “responsabilidad social”. La gran mayoría de estos certámenes apoya causas medioambientales o hace obra social. Esta fue la razón por la cual confeccionistas nacionales agrupados en el GranSan en Bogotá decidieron unirse.
En la actual versión de Miss Mundo Colombia cada una de las participantes debe estar vinculada con una fundación. Desde conseguir recursos para apoyar hogares geriátricos, pasando por concederle un último deseo a pacientes desahuciados y lograr que niños de escasos recursos puedan acceder a equipos deportivos. Todo esto hace parte de los reinados de “nueva generación”.