Argelia creó un conflicto artificial sobre el Sahara marroquí para tener una salida al Atlántico (experto peruano)

Internacional

Argelia creó el frente separatista del polisario en su territorio y provocó un conflicto artificial sobre el Sahara marroquí para tener una salida al Atlántico, subrayó el experto peruano en relaciones internacionales, Ricardo Sanchez Serra.

En artículo bajo el título “Argelia se hunde en sus problemas y apela al antisemitismo”, Sanchez Serra señaló que el régimen argelino “quiso salir al Atlántico atentando contra la soberanía de Marruecos, apoyando a los separatistas del Frente Polisario, creando un conflicto artificial y ficticio”.
“Argelia vive una fuerte turbulencia política y social”, explica el autor del artículo publicado en el diario electrónico “Prensa21” para agregar que el régimen argelino adopta un “plan de comunicación en contra de su vecino, como única fuente de sacar balones fuera y desorientar a la opinión pública argelina dejando de hablar de sus verdaderos problemas como la escasez de alimentos, de agua o de medicamentos en estos días de pandemia del Coronavirus”.


« Argelia vive una fuerte turbulencia política y social a raíz que los militares regentan el poder y tratan de sofocar a la oposición con represión sistemática, agresión y prisión”, agregó Sánchez, igualmente vicepresidente de la Federación de Periodistas del Perú.


“Muchos del movimiento Hirak -que realiza semanalmente manifestaciones pacíficas, desde hace más de un año-, defensores de los derechos humanos y periodistas están detenidos, como Khaled Drareni”, explicó
La represión argelina se ve con preocupación en la comunidad internacional, añadió antes de recordar que siete eurodiputados denunciaron la siniestra situación de los derechos humanos en Argelia y pidieron que la Unión Europea de curso a la pendiente resolución del Parlamento Europeo de noviembre de 2019 sobre la situación de las libertades en Argelia.


Sanchez Serra indica que dicha resolución “condena enérgicamente el arresto arbitrario e ilegal, la detención, la intimidación y los ataques contra periodistas, sindicalistas, abogados, estudiantes, defensores de los derechos humanos y activistas de la sociedad civil, así como contra todos los manifestantes pacíficos que participan en las manifestaciones pacíficas”.
« La prensa oficial argelina, como la agencia Algérie Presse Service (APS), acusa a Marruecos y al “lobby marroquí-sionista” de estar detrás del llamado de los miembros del Parlamento Europeo”, señaló para estimar que “en una dictadura, ninguna noticia se difunde sin su aprobación”. La Agencia “arremete con bajeza” por los orígenes de algunos eurodiputados, preguntándose “¿No es antisemitismo atacar la judeidad de los parlamentarios?


El experto afirmó que “es obvio que el régimen dictatorial argelino quiere desviar sus violaciones a los derechos humanos” atacando gratuitamente a Marruecos, señalando que “si Argelia pretende criticar los argumentos de los eurodiputados que lo haga con pruebas. Las ideas se combaten con ideas, no atacando la fe o su origen étnico”.
En el mismo sentido, destacó que el régimen argelino está más nervioso que nunca porque la situación económica se agrava por la fuerte baja de sus reservas, sus gastos para combatir el coronavirus, la caída de los precios internacionales de hidrocarburos, que le brindan el 93 % de los ingresos de divisas, y del gas y sobre todo por la corrupción que lleva décadas desangrando el tejido económico del país norafricano.


El experto peruano subrayó que el régimen de Argelia, estando hipotecada a esa renta durante muchos años, sus gobiernos no supieron diversificar la economía y crear otras fuentes de riqueza, sumergiendo al país con un alto índice de pobreza, desempleo, recordando que Argelia importa casi el 70 % de lo que consume.
El autor concluye que con este panorama desolador en Argelia, quinto mayor importador de armas del mundo, se está caminando con pasos agigantados para convertirse, hoy en día, en la nueva Venezuela del Mediterráneo.