«Akelarre» la opresión del patriarcado

Uncategorized
Por: Patricia Medjidi Juez

De aquellos barros estos lodos

Es indudable que la película «Akelarre» habla de muchas más cosas que la mera brujería.

Pablo Agüero, este cineasta de origen argentino, ha querido mostrar como a lo largo de los siglos las mujeres han sido sometidas por el mundo masculino.

Como el cuerpo y cabello femenino así como sus voces eran motivo de castigo.

El miedo del patriarcado frente a la mujer, sabedor del potencial femenino, la fuerza y el coraje, ha hecho que el mundo de los hombres las haya no solo sometido al oscuridad histórica.

Sometimiento, o castigos físicos llegando a la muerte, sino que las ha condenado al más absoluto silencio y culpa de los males del mundo.

Akelarre nos muestra a unas jóvenes rebeldes que usan su libertad para bailar con ropa ligera y sus cabellos sueltos, provocando el deseo masculino, quienes una vez más y para aquellas esa rebeldía las llena de culpas acusándolas de brujería.

LA AMISTAD

La amistad es también otro punto a destacar en el largometraje.

Las mujeres se unen haciendo más fuerte su amistad y una causa común contra la figura del patriarcado en la figura de la Inquisición.